jueves, 19 de mayo de 2011

Es hora de ser libre.

Un 80% de las veces que sonries es a causa de los actos que realizan las personas, bien hacia ti o hacia todo el mundo. Hoy he aprendido una cosa nueva, he aprendido a equilibrar la balanza, he aprendido a sonreir más por las cosas buenas que les suceden a los de mi alrededor que por las mías propias.
Así, si algún día se acaban las cosas buenas que me sucedan, siempre tendré el 50% más de razones por las que sonreir.

Ana apa;

3 comentarios:

  1. hola guapa.
    me encanto tu blog, y muy linda entrada
    tienes toda la razón porque siempre tenemos que encontrar razones para se felices y sonreír a la vida aunque ella no siempre nos sonría a nosotros...
    te sigo
    un beso ;)

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  3. Que linda entrada, y no dudes que siempre hay cosas por las cuales sonreír, además no creo que algún día se acaben las cosas buenas, esas cosas que hasta en los peores momentos hacen sacar una sonrisa.

    Gracias por pasar por mi blog ^^
    Yo igual te sigo ;)

    ResponderEliminar